sábado, 10 de marzo de 2012

CALAS BLANCAS Y AMARILLAS

Calas

Para pintar este cuadro me inspiré en uno similar que vi en un restaurante de Lima, quería hacerlo pero nuca me decidía por el tamaño del lienzo. Un día sacando a pasear a mi perro, me encontré apoyado en un contenedor el trozo de un tablero que estaba pintado de blanco y cortado perfectamente, perfecto para la idea que tenía en mente.
Así que lo subí a casa y pinté este cuadro sobre él, nunca he sabido de qué material se trataba, de hecho cada vez que voy a algún centro comercial en donde venden materiales similares miro para ver si lo encuentro pero nunca doy con él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada